VIDEO. ¡Urgente! Joven que fue mordido por una araña casera está grave y requiere ayuda

0
1161

Desde el pasado 27 de setiembre Orlando Jiménez Jiménez (31) conocido como el Chamo ha sido internado en el hospital Honorio Delgado luego de sufrir una mordedura de una araña casera en el Valle de Tambo. Actualmente él viene luchando a diario por su vida pese a que el veneno de la araña ha complicado el funcionamiento de sus riñones y ha generado la perdida de sus párpados y parte del oído izquierdo.

El drama de este joven de nacionalidad venezolana y padres peruanos, inició el pasado sábado 26 de setiembre, cuando él estaba en el baño de su colegio y una araña casera le cayó cerca al oído izquierdo. El insecto mordió a Orlando y a la media hora provocó un deterioro en su salud.

Su mamá Felicitas María de inmediato llevó a su hijo al centro de salud de la Punta de Bombón, donde ellos viven. Los médicos trataron de controlar los efectos del veneno del arácnido loxoscees laeta o araña de rincón, sin embargo, poco pudieron hacer.

El día domingo, Chamo en compañía de su mamá viajaron a Arequipa. En el área de emergencia del hospital Honorio Delgado su estado de salud empeoró. La infección rápidamente avanzó por todo su cuello, destrozando parte del pabellón izquierdo del oído y los parpados del ojo izquierdo.

Los médicos se sorprendieron por el avance letal del veneno que en pocas horas originó la destrucción de los glóbulos rojos, provocando una falla renal.

El cuadro exacto de Orlando es el de Loxoscelismo cutáneo-visceral generando la muerte celular en el tejido cutáneo (piel) e insuficiencia renal, por cuanto los médicos han determinado realizarle hemodiálisis interdiario a fin de liberar a la sangre de las toxinas y revertir el envenenamiento de los tejidos, por las fallas en los riñones e hígado.

Su pronóstico actualmente es de absoluta reserva.

La mamá de Orlando ya no sabe a quién más recurrir debido a que al día gasta aproximadamente 700 soles por la hemodiálisis y pagos en medicamentos. Su hijo permanece recostado en la cama 212b del segundo piso del hospital Honorio Delgado.

Si usted desea apoyar a este joven que a diario viene peleando por su vida puede comunicarse al celular 948 167 809 para contactarse con su mamá Feliciana Maria Jiménez o puede acudir directamente al segundo piso del área de varones y encontrarlo en la cama 212 B.