OPINIÓN. Falso patriotismo (Por Johan Cano Valencia)

0
1111
(Foto tomada de Andina)

Estamos muy cerca al aniversario patrio y de nuevo reaparece la moda bicolor. Los estudiantes portan sus escarapelas, las empresas se inundan de globos rojos y blancos y se empieza con la venta de las banderas peruanas al por mayor. En síntesis, volvemos a fingir que somos muy patriotas y que amamos al Perú.

Lo peor de todo es que en las escuelas tampoco se ha entendido bien el patriotismo. Se piensa que amar al Perú es cuestión de cantar el himno nacional a todo pulmón, celebrar los goles de la selección peruana de fútbol o adornar las aulas con ornamentos relacionados al Perú. Todo, mera decoración y pose, y nada de acción.

De acuerdo con el diccionario de la RAE, el patriotismo está definido como el amor a la patria que motiva conductas propias de dicho sentimiento. Desde esta perspectiva, amar al Perú es actuar movido por el amor a nuestro país y en busca de su mejora y beneficio. Dejar de ensuciar las calles, evitar la corrupción, ser solidario y respetuoso con los demás, son todas maneras de mostrar el verdadero patriotismo que se escapa de las aulas y que todavía cuesta entender a la ciudadanía.

No se trata solamente de celebrar la semana patriótica, de reclamar cuando se meten con el pisco o de enorgullecernos de nuestra riquísima gastronomía. De nada vale andar pregonando un amor falso, si en el resto de acciones lo único que hacemos es degradar a nuestra nación. Amemos al Perú dando el ejemplo, contribuyamos a que nuestro país sea un lugar más agradable para vivir.

La próxima vez que piense en el sentimiento de peruanidad, piense en las acciones que puede realizar para engrandecer a la patria. Por si le faltan ideas, aquí le damos algunas sugerencias para hacer orientar su sentimiento patriótico hacia las acciones: respete los turnos, no estacione en los lugares para discapacitados, evite poner en riesgo a todos manejando en estado de ebriedad, respeta las reglas de tránsito, eduque a sus hijos para que sean personas de bien, etc.

Solo cuando los peruanos nos pongamos la verdadera camiseta del patriotismo, actuaremos en forma consciente y buscaremos siempre la mejora de nuestra nación. Todavía estamos a tiempo y podemos revertir el terrible daño y degradación en la que hemos caído en el último siglo. Déjese de boberías y cuentos y empiece a demostrar su amor con acciones. Para palabras bonitas y frases falsas es suficiente con la politiquería barata que defiende el amor a la plata y no a la patria.

Artículo escrito por Johan Cano Valencia, licenciado en Literatura y Lingüística, editor de la sección de cultura de HBA y reportero, columnista del diario Sin Fronteras (Arequipa) y profesor de secundaria.