NACIONAL. Secuestradores querían enterrar vivo a niño

0
206

En Cañete un niño de 6 años iba ser enterrado vivo por su secuestrador identificado como Joel Adán Chacón. El hueco que había cavado era profundo ideal para que el tamaño del menor. El secuestrador tenía lista la arena y su idea era acabar con la vida de su víctima tras recibir la recompensa de 5 mil soles, según las investigaciones.

El secuestrador es un ex ayudante de la familia de la víctima que se dedica al comercio de frutas y verduras. . Aprovechó su cercanía con el menor para hacerse pasar como su tío y recogerlo a su colegio.

Sin embargo, cámaras de seguridad grabaron el recorrido de ambos. Luego, se observa que tomaron una mototaxi con rumbo desconocido. Tras ver las imágenes, los padres del menor identificaron Joel Adán Chacón.

Según narró la víctima, el hombre lo apuntó con una pistola cuando intentó escapar del agujero. “(Me dijo) Te mato y yo le dije no me mates, tengo papá y mamá”, señaló el niño.

Joel Adán Chacón torturaba a su víctima amarrándolo con cinta de embalaje y metiéndolo a la fosa de un metro de profundidad. “Lo tapaba con tablas y luego con plástico”, contó Jackeline Quispe, la madre del niño.

“Es algo escalofriante lo que le ha hecho a mi hijo. Le ha puesto un cuchillo en el cuello. A tanto ha llegado que mi hijo necesita ayuda. Tiembla y no quiere ir al colegio”, añadió la madre.

Afortunadamente el menor fue rescatado vivo por la Policía. Ahora se investiga si Joel Adán Chacón tuvo cómplices para su cruel cometido.