NACIONAL. Agresor de Eyvi Agreda podría ser juzgado por feminicidio y sentenciado a cadena perpetua

0
387

Apenas 38 días atrás, Eyvi Liset Ágreda Marchena, la estudiante de Negocios Internacionales, se mostraba feliz y llena de sueños y proyectos.

Aquel 24 de abril había sido un día tranquilo. Una mañana fresca y una tarde productiva. Hasta que llegó la noche y un acosador desató el infierno.

Ayer, la joven de 23 años murió víctima de una infección generalizada.

“Se nos fue Eyvi. Se nos fue una guerrera”, contó su hermana Sandra, desconsolada, al momento de confirmar la terrible noticia. Su lucha y la campaña que encabezó junto a su familia en busca de justicia conmovieron al país.

Los padres de Eyvi adelantaron ayer que continuarán peleando por otras mujeres víctimas de acoso. “Esto recién empieza. Vamos a seguir. No queremos que otros padres pasen por el dolor que estamos pasando. No queremos que otras jóvenes mueran atacadas por este tipo de hombres”, dijo Ladislao Ágreda.

Una bacteria

Luis Bromley, director del hospital Guillermo Almenara donde ayer murió Eyvi, indicó que la joven no resistió el tratamiento al que era sometida después de que Carlos Javier Hualpa Vacas la atacara brutalmente, causándole graves quemaduras.

“No soportó una infección generalizada que le ocasionó una bacteria llamada pseudomona”, explicó. Murió a las 11:15 de la mañana.

El médico confirmó que Eyvi fue sometida a 12 intervenciones quirúrgicas, incluyendo injertos de cerdo y de su propia piel. La última operación fue realizada hace cuatro días.

El médico señala que la joven permaneció asistida durante los últimos 5 días.

“Cuando bajan las defensas, esta bacteria ingresa al cuerpo y es muy resistente al tratamiento antibiótico. La barrera que es la piel fue destruida en un 60% producto de las quemaduras. Entonces este microorganismo ingresó al cuerpo; logramos combatir una vez, dos veces, hasta que fue imposible derrotarla. Ella tuvo una falla multiorgánica”, detalló Bromley.

El funcionario también reveló cómo pasó sus últimos días. “Logró conversar con sus padres, hermanos y con los médicos del hospital. El Día de la Madre nos preguntó a todos qué le habíamos regalado a nuestras mamás”.

No sintió dolor

También aseguró que “a Dios gracias, la joven en ningún momento sintió dolor y nunca tuvo conciencia de qué es lo que le había pasado. Le informamos que había tenido una quemadura, pero los detalles propios tal vez ella misma no quería conocerlos”, explicó.
“Tal vez el saber más detalles (del ataque) la habrían hecho más frágil aún”.

Bromley aseguró en una rueda de prensa que Eyvi “todo el tiempo mantuvo el espíritu en alto, todo el tiempo luchaba por su vida.

Decía que quería vivir para seguir estudiando y trabajando”.

También recordó el momento en que dio la noticia a los padres y hermanos de Eyvi. “Fue muy duro para ellos”, expresó conmovido.

Ladislao Ágreda y su esposa permanecieron al lado de Eyvi todo este tiempo. Ellos también estuvieron recibiendo apoyo psicológico.

“Fueron 38 días de agonía, día a día era un desafío nuevo, un día de lucha y un día de esperanza, de mucha fe en Dios”, resumió el director general del hospital.

Bromley estimó que el caso de Eyvi “es un asesinato”, por lo que fue necesaria “un acta fiscal para que la justicia continúe con el proceso”.

El feminicida

Carlos Javier Hualpa Vacas es el sujeto que la noche del 24 de abril lanzó gasolina y prendió fuego a Eyvi en un ómnibus, en Miraflores. El rechazo de la joven a las pretensiones amorosas de este sujeto desencadenó el ataque.

Un día después, la Policía lo capturó en su casa de Carabayllo. Sus amigos y vecinos lo calificaron como un hombre introvertido y poco comunicativo.

Hualpa Vacas trabajó como cocinero y hace años laboró en una agencia de empleos donde conoció a Eyvi.
Hoy se encuentra recluido en el penal de Ancón I, donde cumple nueve meses de prisión preventiva dictados en su contra por los presuntos delitos de feminicidio en grado de tentativa, lesiones graves y contra la seguridad pública.

¿Cadena perpetua?

Este sujeto, de 37 años, confesó que planificó el ataque un mes antes, luego de que la estudiante se negara a responder sus llamadas.

“La muerte de Eyvi complica su situación legal. Él era procesado por delito de feminicidio agravado en grado de tentativa (sancionado con una pena de 16 a 25 años). Ahora su situación es otra. Ya se consumó el delito, ahora la justicia lo procesará por feminicidio agravado. Y si se le suma la ‘crueldad’ con la que actuó y el alto grado de peligro al que habría expuesto a los demás pasajeros del bus, le correspondería cadena perpetua”, afirmó el abogado penalista Roberto Miranda. Los deudos apoyan esta posibilidad.

DATOS

– Marcha. Tras el lamentable deceso de la estudiante Eyvi Ágreda, colectivos de la sociedad civil organizaron anoche una protesta en los exteriores del Poder Judicial. “Nos falta una. Por Eyvi, por todas”, fue la convocatoria de Ni Una Menos.

– Machismo. “Hemos salido por Eyvi, por todas. Salimos a las calles en protesta por un sistema machista que nos deshumaniza, que nos mata. Porque cuando falta una, salimos todas”, insistió Sandra Pinto, una activista.

“Merece la cadena perpetua”, señala su hermano James
– James Ágreda, hermano de Eyvi, pidió al Poder Judicial aplicar la cadena perpetua a Carlos Javier Hualpa Vacas. Según dijo, lo que Hualpa hizo no fue un intento de feminicidio sino un crimen planeado.

– El congresista Alberto de Belaunde señaló que la violencia machista es algo que debemos erradicar con urgencia. “El primer paso: hablar directamente del problema, sin temor a incomodar a ciertos sectores”, escribió en su cuenta de Twitter.

– La lideresa de Nuevo Perú, Verónika Mendoza, criticó al mandatario y le aclaró que no fue un ‘designio de la vida’ lo ocurrido con Eyvi. “A Eyvi la mató Carlos Hualpa pero también el machismo en el Estado y en la sociedad. Impulse políticas con enfoque de género para prevenir la violencia, no permita que nos sigan matando. Está en sus manos”.

“El castigo debe ser ejemplar, la máxima pena (…), este tipo de agresiones debería generar que (Hualpa) sea detenido y meterlo de por vida a la cárcel”. Martín Vizcarra, Presidente de la República
“Lamentamos el fallecimiento de Eyvi. Pido una sanción ejemplar para el agresor. Esto ya pasó a ser un feminicidio, ya no es una tentativa”. Ana María Mendieta, Ministra de la Mujer
“Tenemos que buscar mecanismos que nos ayuden a reducir estos números tan lamentables de violencia contra la mujer en todas las regiones del país”. Eliana Revollar, Defensora de la Mujer.

Fuente: La República